3
COMPARTIDOS
Pinterest Google+
TOLUCA UNIDA

Derivado del surgimiento del nuevo virus denominado COVID-19, y de la pandemia que ha azotado nuestra cotidianeidad, salud y economía, poniendo en riesgo el entorno, ¿Qué cambios se vislumbran al interior de nuestras dependencias y autoridades?

La situación sanitaria por la que México está atravesando deja a su paso diversos retos que se convierten en áreas de oportunidad para el surgimiento de un servicio público renovado, que a través del uso de las tecnologías podría ofrecer a la ciudadanía una nueva y mejorada forma de hacer fáciles los trámites, servicios y tutela efectiva de derechos humanos.

Los retos, entre otros, tienen que ver con la atención a la ciudadanía, la digitalización de los archivos, la carga de información a plataformas digitales de fácil acceso, la proactividad de los servidores públicos para hacerles la vida más sencilla a las personas.

México no está acostumbrado a realizar actividades al 100% de conectividad, por ello sería indispensable que todos los servidores públicos refuercen sus conocimientos en materia de protección de datos personales y gobierno electrónico, para evitar vulneraciones a plataformas o aplicaciones digitales de seguimiento a contagios por ejemplo, además de trabajar en colaboración con la industria digital con esquemas de privacidad desde el diseño y por defecto.

La conectividad que surge de esta crisis exige servidores públicos preparados y conscientes de que la ciudadanía es lo más importante, implementar buenas prácticas de transparencia proactiva y darle alternativas de solución en temas cotidianos, que le ahorren costos y tiempo a las personas, será fundamental para hacer efectiva la labor de las instituciones y cumplir con su misión de bien común.

Esta  exigencia no es nueva, pues desde la entrada en vigor de la Ley General de Transparencia y Acceso a la Información Pública y de la discusión de estrategias de Gobierno electrónico y digital se ha hablado de estos retos, sin embargo ahora serán indispensables para entrar de lleno a la “nueva normalidad”, ésta labor sin duda debe ser encabezada por los integrantes del Sistema Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (SNT), principalmente por los organismos garantes estatales y el nacional, que tutelamos estos derechos de acceso a la información y protección de datos personales de la mano con todos los titulares de las dependencias y entidades de los tres Poderes y en los respectivos órdenes de gobierno, impulsando la proactividad para garantizar derechos y libertades de la mano con la tecnología.

*Comisionado del Infoem

Sin Comentarios

Dejar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicación previa

NARRAR LA CIENCIA: PERIODISMO DE CIENCIA PARA LA TOMA DE DECISIONES

Siguiente publicación

GASTÓ EJECUTIVO MÁS DE 600 MIL PESOS DIARIOS EN VIAJES Y EVENTOS