Violencia política de género en Amanalco

 Violencia política de género en Amanalco

Este martes se registró un acto violento en el municipio de Amanalco que puede ser encuadrado como violencia política en razón de género, derivado de las elecciones de junio de este año, en contra de la alcaldesa, María Elena Martínez Robles.

La presidenta municipal fue golpeada y tuvo que ser atendida en un hospital debido a que fue rociada con gas lacrimógeno cuando acudió al ayuntamiento a dialogar con el síndico municipal Miguel Ángel Lara de la Cruz, en medio de una manifestación de emecistas que pedían su destitución.

La razón de esta agresión se debe a que la alcaldesa abandonó el partido Movimiento Ciudadano y se unió al partido Morena, lo cual molestó a la gente de ese partido y se manifestó afuera del ayuntamiento, sobre todo cuando designó a gente distinta al partido naranja en diversos cargos municipales.

La presidenta permaneció varias horas en hospitalización, en observación en un nosocomio de Amanalco por el golpe que recibió en el rostro por parte del síndico, fue pateada en varias partes del cuerpo y el gas lacrimógeno con el cual fue rociada.

“Fui al Palacio para dialogar, pero el síndico me agredió con un golpe en la cara y ordenó que me mataran a golpes, me tiraron al suelo, sentí un líquido en el rostro y perdí el conocimiento, hasta que desperté con oxígeno y suero en el hospital”, narró previo a iniciar una denuncia en la Fiscalía de Justicia.

En su declaración señaló como sus agresores al síndico Miguel Ángel Lara de la Cruz, así como a Salvador Salgado Román, Humberto Salgado Román, Nery “N”, Noé Vera Álvarez y Gerardo Loreto, Bernardo Lucas Gómez.

Dijo que desde el pasado primero de enero, el síndico de MC junto con cuatro regidores tomó la presidencia municipal y se niega a permitir la operación de la nueva administración.

La alcaldesa pidió la protección al gobierno federal y del Estado de México porque teme por su vida luego de que Miguel Ángel Lara de la Cruz está empeñado en impedir que tome posesión en el cargo como presidenta municipal para el trienio 2022-2024.

Elena Martínez dijo que en los próximos días, una vez que mejore su estado físico tras los golpes, buscará regresar al Ayuntamiento, pues no puede permanecer cerrado, sin brindar los servicios que está obligado a prestar a la población.

MORENA pide medidas cautelares

Tras el ataque, el Grupo Parlamentario de Morena en la 61 Legislatura local manifestó su solidaridad a la alcaldesa y pidió la pronta actuación de la Fiscalía General para sancionar a los responsables.

Advirtieron que el no hacerlo pone en riesgo la vida de la presidenta y se corre el riesgo de una escalada de violencia en esta localidad.

Esta no es la primera vez que la alcaldesa es agredida por el síndico; antes ya había presentado una denuncia porque el síndico amenazó que él sería quien gobernaría en este trienio.  En la toma de protesta, el 20 de diciembre pasado, le gritó consignas, azuzó a la gente y a integrantes del Cabildo a gritarle, para después retirarse con regidores de Movimiento Ciudadano.

El coordinador de la bancada morenista, Maurilio Hernández González, solicitó medidas precautorias a favor de la alcaldesa para evitar que incremente la violencia por diferencias políticas y la violencia de género en su contra.

“La alcaldesa cuenta con el respaldo de la bancada, tiene toda nuestra solidaridad, pedimos pronta actuación de la Fiscalía y también que la Contraloría inicie un procedimiento para sancionar a los agresores, sobre todo si hay servidores públicos involucrados” señaló.

La diputada de la zona sur de la entidad, Marisol Mercado Torres, pidió que la agresión no quede impune, así como los actos violentos que en ese mismo municipio se han registrado en las últimas semanas.

“En este lado (sur) del Estado de México vivimos comportamientos machistas y eso no puede seguir permitiéndose”, enfatizó la diputada de Morena.

Le recordó que el gobierno de Amanalco ha sufrido varios actos violentos, pues la anterior alcaldesa, Emma Colín Guadarrama también padeció diversas agresiones y han sido víctimas de actos delictivos protagonizados por personas de la comunidad.

Primer caso del año 

El año pasado el Instituto Electoral del Estado de México (IEEM), tuvo conocimiento de 72 denuncias por violencia política, de las cuales la mayoría fueron en contra de diversas integrantes de ayuntamientos y  candidatas o integrantes de diversos partidos políticos.

Los presuntos responsables fueron, en su mayoría, integrantes de ayuntamientos, candidatos y partidos políticos; sin embargo, hasta el momento sólo hay dos periodistas registrados como agresores en el Padrón Nacional que tiene el INE, pues la mayoría de casos ha sido desestimada en alguna instancia, ya sea local o federal.

Concluidos van 67 Procedimientos Especiales Sancionadores, cinco siguen en proceso y a ellos se suma éste que sería el primer caso del 2022.

FOTOS: ESPECIALES

Claudia Hidalgo

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Related post

error: Marcaje Legislativo - Derechos Reservados 2019