2
COMPARTIDOS
Pinterest Google+

FOTO: ML

La Legislatura del Estado de México arrancó su segundo periodo ordinario de sesiones con su primer desencuentro del año, luego que entre los 27 temas abordados en tribuna estuvo un exhorto del PAN al presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, para ampliar el presupuesto para las estancias infantiles que el grupo parlamentario de Morena no dejo pasar.

La propuesta que presentó el diputado Reneé Alfonso Rodríguez Yáñez, a nombre de la bancada panista buscaba que el Estado de México fuera la entidad 23 que se uniera para pedir formalmente que el mandatario federal autorice las ampliaciones y adecuaciones presupuestales necesarias para garantizar los recursos para el adecuado funcionamiento de las estancias infantiles.

Esto, para garantizar la permanencia del personal capacitado y la titularidad de las responsables que permitan salvaguardar y cumplir con el interés superior de los menores y coadyuvar con el gobierno para otorgar el servicio de guardería a las madres trabajadoras del Estado de México donde existen mil 129 guarderías en 105 municipios en las cuales 9 mil personas perderían su empleo.

El exhorto no fue del agrado de la bancada de Morena, quien defendió el nuevo programa de gobierno federal, al señalar que no podía subsistir el mismo modelo cuando encontraron irregularidades en 70 por ciento de las estancias, que van desde padrones duplicados hasta registros fantasmas y no se garantizaba apoyar a quien realmente lo necesitaba.

La discusión se prolongó un par de horas bajo los mismos argumentos de Morena y el PT en contra de mantener vivas las guarderías. Al PAN lo secundó el PRI en la defensa del exhorto, con quienes pidieron que si existen irregularidades se sancione a los responsables, pero no a los niños ni a los padres que no tienen un lugar seguro y adecuado para sus hijos.

Morena insistió que es necesario el cambio de política y no avaló que se mandara un extrañamiento al ejecutivo federal como se ha hecho en otras entidades donde los panistas han presentado el mismo punto de acuerdo. Su objetivo es reunir 31 exhortos que hagan al gobierno federal replantear las reglas de operación.

En ningún momento lograron hacer coincidir los puntos de vista de uno y otro grupo. Los oradores del PAN: Anuar Azar Figueroa, Ingrid Krasopani y Brenda Escamilla insistieron en no dejar de lado lo bondadoso del programa ni dejar en el desamparo a los menores; mientras, los morenistas Tanech Sánchez, Faustino de la Cruz, entre otros, sostuvieron que el nuevo esquema tiene más bondades y nadie que lo necesite quedará fuera.

Los panistas consideraron que de nada sirvió haber organizado un foro de manera previa, donde representantes de mil estancias en la entidad expusieron que estos espacios son su principal fuente de empleo y estaban en toda la disposición de ser auditados y sancionados si no cumplían con el perfil.

Señalaron que desde el anuncio de la entrega de apoyos de manera directa a los beneficiarios están en la incertidumbre porque no saben en dónde quedarán ellos si ahora el recurso se entrega de manera directa a los padres y pidieron no generalizar el diagnostico porque hay quienes cumplen a cabalidad sus objetivos, personal comprometido y han sido un apoyo real para miles de familias.

Al final 46 integrantes de Morena, las dos diputadas de Encuentro Social, el grupo independiente y el PT rechazaron el exhorto.

A favor de este planteamiento estuvieron 22 legisladores del PAN y el PRI. Curiosamente no votaron los dos integrantes del Partido Verde Ecologista, quienes se ausentaron del salón de sesiones, además de la nueva perredista Claudia González Cerón, la morenista Karina Labastida Sotelo y Sergio García Sosa del PT, quien registró asistencia y no votó ni una sola ocasión.

Los diputados locales del PAN lamentaron que la mayoría de la 60 Legislatura votara en contra del exhorto al gobierno federal para que replanteara las reglas de operación del programa de apoyo a las madres trabajadoras que quedarán fuera del Programa de Apoyo para el Bienestar de Niñas y Niños, hijos de Madres Trabajadoras para este ejercicio fiscal.

Este fue el único tema que no pasó en la primera sesión deliberante. Es el tercero que genera división en el pleno en toda la Legislatura, luego de la abrogación de la Ley del ISSEMYM y la votación de la Cuenta Pública de 2017.

En cambio, se cristalizo la eliminación de “privilegios” a los ex gobernadores, se acordó auditar al ISSEMYM a través de un despacho externo, se avalaron tres convenios de límites territoriales, entraron iniciativas para que los corralones sean autorizados por los ayuntamientos y no por el gobierno estatal, se capacite a funcionarios públicos municipales, además de dar el visto bueno a la Guardia Nacional y la prisión preventiva oficiosa.

Los siete dictámenes avalados forman parte de los 23 acuerdos que se lograron en comisiones durante el pasado receso. Los 16 restantes se presentarán en el pleno en las siguientes sesiones.

Arrancaron el periodo con 144 asuntos en estudio, más seis temas que se turnaron este 5 de marzo a diversas comisiones y con anuncios de las diversas fracciones de presentar al menos una centena de propuestas en este periodo formal de trabajo.

Sin Comentarios

Dejar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicación previa

EL EJERCICIO DEL VOTO EN IGUALDAD DE CONDICIONES

Siguiente publicación

¿PUEDE PROTEGERSE LA PRIVACIDAD EN PROCESOS ELECTORALES?