2
COMPARTIDOS
Pinterest Google+

14 BUSCAN LLEGAR A LAS LEGISLATURAS LOCAL Y FEDERAL

La pandemia no ha sido impedimento para que 14 ciudadanos y ciudadanas mexiquenses detengan sus aspiraciones de llegar al Congreso local y al federal el próximo 6 de junio, tampoco las limitaciones financieras para competir y mucho menos las estructuras partidarias a las que se enfrentarán.

En ambas elecciones el interés se centró en la búsqueda de candidaturas independientes de los distritos de Nezahualcóyotl, Ecatepec y Coacalco, además de Chimalhuacán y Tecámac, pero con marcadas diferencias en las reglas federales y locales en cuanto al tope de gastos, el plazo y el número de firmas.

La legislación mexiquense resulta más exigente, pide 3 por ciento de firmas y la federal sólo el 2 por ciento; el plazo local es de 45 días y el federal terminará siendo de 71 días con la ampliación que dieron;  aunque el tope de gastos mexiquense permite erogar hasta 5.6 veces más  recursos a sus aspirantes.

Esto implica que cada uno de los apoyos que necesita quien aspira a una diputación federal le podría costar entre 24 y 27.77 pesos y a los locales entre 79.96 y 86 pesos.

LA BÚSQUEDA POR EL CONGRESO FEDERAL

A nivel federal 13 ciudadanas y ciudadanos buscaron participar en la elección, pero sólo seis adquirieron la calidad de aspirantes y ya están en la calle en busca de apoyos en los distritos: 29, 31 y 20 de Nezahualcóyotl, el 10 de Ecatepec, el 25 de Chimalhuacán y el seis con cabecera en Coacalco.

La ciudadanía mexiquense fue la más interesada de todo el país en llegar a la Cámara baja. De las 61 peticiones13 fueron de mexiquenses, es decir poco más de 21 por ciento, después se ubicó la Ciudad de México con 11 casos y en tercer lugar Hidalgo con siete.

De las 32 entidades en 15 casos no se formuló una sola petición y los partidos políticos irán solos en busca de  los curules de San Lázaro.

Los distritos electorales federales son más grandes que los locales. En ese caso la ley pide el visto bueno de al menos 2 por ciento de los electores inscritos en la lista nominal de esos distritos que pertenezcan a por lo menos la mitad de las secciones electorales que sumen cuando menos el 1 por ciento de la ciudadanía que figure en la lista nominal en cada una de ellas.

Todos los gastos serán fiscalizados para que nadie rebase el tope  previsto en 143 mil 211 pesos y se compruebe que sea dinero lícito y de origen privado.

Originalmente el plazo para obtener los apoyos estaba programado a finales de este mes de enero, pero debido a la pandemia se extendió en el Estado de México y otras entidades hasta el 12 de febrero, lo cual da un margen de 71 días, pues arrancaron el 3 de diciembre.

PARA LA LEGISLATURA MEXIQUENSE

En el ámbito local el número de manifestaciones de intención fueron muy similares a las federales: 12, pero de ellas sólo ocho cumplieron los requisitos constitucionales, la conformación de una asociación civil, su alta en el Servicio de Administración Tributaria y abrieron una cuenta bancaria para llevar el control de sus ingresos y egresos.

En este caso son cuatro mujeres y cuatro hombres que buscan alcanzar las candidaturas independientes de los distritos: 38 de Coacalco, 25 y 41 de Nezahualcóyotl, 21, 8, 6 y 42 de Ecatepec y el 33 de Tecámac.

En estos casos necesitan el apoyo de al menos el 3 por ciento de los electores de esos distritos, distribuidos en toda la región, durante un plazo de 45 días que vence el primero de marzo, sin posibilidades de ampliar el límite por la cercanía de los registros formales.

En este caso también tienen topes de gastos para esta etapa, donde no reciben recursos públicos y se revisa que su origen sea lícito.

Para los ayuntamientos el plazo para presentar sus manifestaciones de intención vencen el 23 de enero y ese día el Consejo General del IEEM definirá quienes pueden pasar a la etapa de aspirantes a una candidatura independiente para las elecciones del próximo 6 de junio.

ALGUNAS SIMILITUDES Y DIFERENCIAS

Como se observa en la tabla y en el texto anterior las reglas son similares, pero no idénticas. En ambos casos los aspirantes debieron conformar asociaciones civiles, darse de alta en el Servicio de Administración Tributaria y abrir una cuenta bancaria exclusiva para la etapa de apoyos ciudadanos.

Los dos casos son fiscalizables, tienen topes de gastos, no pueden usar recursos públicos ni de origen ilícito, no reciben prerrogativas, sólo cuenta con la aplicación que les da el INE y la capacitación para usarla, además que en ambos casos deberán seguir los mismos cuidados sanitarios por la pandemia.

Las diferencias aparentemente hacen más sencillo alcanzar las candidaturas federales, aunque en el proceso federal nadie logró registrarse formalmente.

La extensión de los distritos electorales federales es mayor porque la entidad se divide en 41, mientras a nivel local son 45.

La legislación federal pide sólo 2 por ciento de apoyos del distrito y la local 3 por ciento, por lo cual en distritos similares como el de Coacalco basta con 5 mil 750 firmas de apoyo para poder registrarse como candidato a diputado federal, pero a nivel local, para casi la misma zona se necesitan 8 mil 131.

El plazo para poder recorrer el distrito federal es mucho mayor, sobre todo en esta ocasión que les dieron una extensión del plazo del 3 de diciembre al 12 de febrero, es decir 71 días, cuando a nivel local para obtener más apoyos sólo cuentan con 45 días.

La otra gran diferencia es el tope de gastos. Siguiendo con el mismo ejemplo del distrito de Coacalco, a nivel federal se pueden erogar hasta 143 mil 211 pesos, pero en el ámbito local la cifra puede llegar a 678 mil 642 pesos y si es el caso del distrito 33 de Tecámac de hasta 804 mil pesos, es decir 5.6 veces más recursos.

FOTO: ML

INFOGRAFÍAS: INE/ IGNACIO HERNÁNDEZ

Sin Comentarios

Dejar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicación previa

ARRANCA FORMALMENTE EL PROCESO ELECTORAL EN EL EDOMEX

Siguiente publicación

NARRAR LA CIENCIA: CAMBIO CLIMÁTICO, LA AGENDA PENDIENTE