2
COMPARTIDOS
Pinterest Google+

Ante la negativa del ex rector de la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEMex), Alfredo Barrera de aceptar la recomendación de la Comisión de Derechos Humanos de la entidad (CODHEM), relacionada con la violación a los derechos de docentes y alumnado de la comunidad universitaria, ese organismo anunció que actuará apegado a la norma, ejercerá las acciones de su competencia y confió en la sensibilidad de la nueva administración para retomar el diálogo.

Ambos órganos autónomos entraron a un debate sobre las atribuciones de la CODHEM y emitieron argumentos distintos, tras la recomendación emitida por la comisión.

El ex rector justificó que la autonomía universitaria impide cualquier posibilidad de que autoridades externas sean revisoras, controladoras o fiscalicen el quehacer universitario. Sostuvo que no son servidores públicos, pues tiene su propia forma de gobierno y sus propias leyes.

Incluso, aseguró, los actos presuntamente vulnerados, en perjuicio de las personas quejosas, no son competencia de la Comisión de Derechos Humanos y la universidad cuenta con su defensoría universitaria, un órgano independiente dotado de libertad que funge como mediadora y conciliadora en conflictos individuales.

La Comisión de Derechos Humanos emitió un pronunciamiento donde advierte que tiene plena competencia para conocer de actos u omisiones que impliquen violaciones a derechos humanos, y desde las reformas constitucionales del 2011 todas las autoridades tienen la obligación de promover, respetar y garantizar los Derechos Humanos.

Además, aclaró que a los órganos autónomos, sin excepción, les es aplicable el carácter de autoridades y servidores públicos, como lo establece el artículo 130 constitucional, donde se señala como servidor público a toda persona que desempeña empleo, cargo o comisión en alguno de los poderes del Estado, organismos autónomos, municipios y organismos auxiliares.

Por ello, precisó que la comisión puede conocer de actos u omisiones provenientes de cualquier autoridad o servidor público, incluyendo a la universidad y aclaró que siempre ha reconocido la calidad pública y autónoma que tiene y respetado las disposiciones internas.

También señaló que las facultades de autogobierno y autorregulación de la máxima casa de estudios no se ven afectadas con la investigación de presuntas violaciones de Derechos Humanos, ni con la emisión de recomendaciones.

La interpretación de la UAEMex al presumir incompetencia de la CODHEM, advirtió este último organismo, es inexacta, incorrecta y se equivoca al insistir que no es competente para conocer de actos u omisiones de servidores públicos universitarios.

En su pronunciamiento, la comisión también señaló que los organismos autónomos protectores de derechos humanos tienen la competencia y facultad de iniciar investigaciones y emitir recomendaciones a universidades públicas y ejemplificó que la Comisión Nacional de Derechos Humanos ha emitido recomendaciones al rector de la UNAM, de la UAM y de otras instituciones, entre ellas universidades locales.

En tanto, la Defensoría de los Derechos Universitarios rechazó la no aceptación de la recomendación y afirmó que incide negativamente en el nivel de aseguramiento de los derechos de cada una de las denunciantes porque los procesos no se han resuelto 

Refirió que reiteradamente señaló a la oficina del Abogado General las violaciones a los derechos en la aplicación y resolución de los procedimientos y llamó a aceptar la recomendación.

El nuevo rector, Carlos Eduardo Barrera Díaz anunció que la abogada General revisará el tema con calma para emitir una opinión, pero se mostró abierto al diálogo.

Sin Comentarios

Dejar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicación previa

ESTRENA UAEMEX NUEVA ADMINISTRACIÓN 2021-2025

Siguiente publicación

EN PLENA CRISIS 44 MUNICIPIOS LOGRAN DISMINUIR SU DEUDA