0
COMPARTIDOS
Pinterest Google+

El primer periodo ordinario de sesiones de la actual Legislatura local –efectuado del 5 de septiembre, al 17 diciembre del 2015- duró 103 días, en los cuales arribaron los nuevos diputados que ganaron en la elección de junio del año pasado, instalaron las comisiones y los comités legislativos, recibieron iniciativas, el informe del gobernador, los resultados de las cuentas públicas, el paquete fiscal, entre otras cosas.

Una de las principales labores de los diputados es legislar, y para ello deben buscar acuerdos, realizar reuniones de comisiones donde analicen los asuntos que les remiten para que sean dictaminados, es decir: votados a favor o en contra por unanimidad o por mayoría.

En la Cámara de Diputados mexiquense, hay 34 comisiones legislativas y cinco comités, donde se analizan las iniciativas, de acuerdo con la temática que traten; sin embargo, mientras algunas concentran la mayor parte del trabajo, hay otras que casi no se reúnen porque no tienen temas ni propuestas que analizar.

De acuerdo al seguimiento de MARCAJE LEGISLATIVO, en el primer periodo ordinario poco más de la mitad sesionaron para trabajar, pues sólo 18 registraron reuniones públicas -después de instalarse- para analizar y aprobar dictámenes, o para recibir las comparecencias de funcionarios por la glosa del cuarto informe del gobernador, pero 16 no tuvieron ninguna, ni tampoco los comités.

La instalación de esos órganos es una obligación, pero no implica análisis de propuestas.

De las reuniones de comisiones registradas, sólo Gobernación y Puntos Constitucionales, de manera particular o en comisiones unidas con otros órganos tuvo 11 reuniones; mientras la de Legislación y Administración Municipal, registró siete; Planeación y Gasto y la de Procuración y Administración de Justicia, tuvieron seis cada una.

Esas comisiones son las de mayor trabajo porque la primera recibe casi todas las propuestas que llegan al congreso local; mientras tanto, la de Legislación y Planeación revisaron el tema de tablas de valor, tarifas de agua, entre otras.

Las otras comisiones con mayor actividad fueron: Patrimonio Estatal y Municipal, con cinco; Vigilancia del Órgano Superior de Fiscalización del Estado de México (OSFEM), Desarrollo Económico, Finanzas Públicas, Comunicaciones y Transporte y Derechos Humanos sesionaron tres veces cada una.

Además, las de Desarrollo Social, Recursos Hidráulicos, Desarrollo Agropecuario, Salud, Asistencia y Bienestar Social, Límites Territoriales y Asuntos Indígenas, Protección Civil, la de Protección e Integración de Grupos Vulnerables, y la de Igualdad de Género,  solo tuvieron dos reuniones cada una.

En todas ellas se incluye la instalación de las comisiones como la primera reunión y la segunda fue de trabajo; pero en al menos ocho comisiones (Desarrollo Social, Recursos Hidráulicos, Comunicaciones y Transportes, Desarrollo Agropecuario, Planeación y Gasto, Finanzas Públicas, Salud y Procuración y Administración de Justicia), la segunda reunión fue por comparecencias de los integrantes del gabinete estatal, con motivo de la glosa del informe.

16 comisiones no se volvieron a reunir

Las comisiones que solo se reunieron para instalarse fueron: del Trabajo, Previsión y Seguridad Social; la de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología; Desarrollo Urbano, Planificación Demográfica, Protección Ambiental, Seguridad Pública y Tránsito y la Electoral y de Desarrollo Democrático.

Otras que después de instalarse no se volvieron a reunir en el 2015 fueron: Desarrollo Turístico y Artesanal, Asuntos Metropolitanos, Seguimiento de la Operación de Proyectos para la Prestación de Servicios (PPS), de la Juventud y el Deporte.

Tampoco lo hicieron las comisiones de: Apoyo y Atención al Migrante, para la Igualdad de Género, Participación Ciudadana, Asuntos Internacionales, ni la de Transparencia, Acceso a la Información Pública, Protección de Datos Personales y de Combate a la Corrupción; ni los comités legislativos de Administración, Estudios Legislativos, Comunicación Social, Vigilancia de la Contraloría y el de Editorial y de Biblioteca.

 

 

Ilustración: Ignacio Hernández

Sin Comentarios

Dejar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicación previa

LAS MUJERES DEL CONGRESO

Siguiente publicación

QUIEREN COMBATIR OBESIDAD PERO NO HABRÁ DINERO HASTA EL 2017